Maneras de rezar el Rosario cuando tengas un día ocupado


Rezar el Rosario es parte fundamental para acercarnos cada vez mas a DIOS, a veces no se tiene el tiempo adecuado para hacer, pero en el siguiente articulo te compartimos las maneras de rezar en un día ocupado.



A continuación te presentamos 9 ocasiones perfectamente apropiadas para que reces el, por muy ocupado que esté tu día.

1.- Rezar el Rosario mientras corres.

¿Acostumbras a trotar regularmente? Acompaña tu actividad física haciendo el Rosario, en vez de escuchar música.

En internet puedes encontrar muchos podcasts (mp3) y aplicaciones que te permiten escuchar y rezar mientras corres.


2.- Rezar el Rosario en el automóvil.

Es asombroso cómo he aprendido a rezar el Rosario mientras me desplazo de un lugar a otro, mientras voy camino al supermercado, poner gasolina, llevar los niños a la escuela o rumbo al trabajo.

Los viajes en el vehículo suelen ser de más de 20 minutos, así que los aprovecho activamente. Uso un CD con el Rosario y lo rezo mientras lo escucho. Me hace sentir como si estuviera rezando en grupo.

3.- Rezar el Rosario mientras limpias.

Reza mientras pasas la aspiradora, doblas la ropa, quitas el polvo y o lavas los trastes del almuerzo.

Mientras haces éstas taréas, puedes interceder y bendecir con tu oración a todos aquellos que se verán beneficiados por tus esfuerzos por un hogar más limpio y organizado



4.- Rezar el Rosario mientras sacas el perro a pasear.

¿Llevas a pasear tu perro todos los días? Aprovechar el tiempo de paseo para rezar el Rosario es mucho mejor que dejar que tu mente vague sin sentido ¡Mantenla centrada en Jesús y María!


5.- Rezar el Rosario en tu hora de almuerzo.

Toma un descanso a diario para tu almuerzo y sentarte en silencio a rezar el Rosario. Durante los meses de verano podrías hacerlo afuera y disfrutar contemplando las bellezas de la naturaleza que Dios nos ha regalado.

6.- Rezar el Rosario caminando a solas.

Una vez a la semana considera rezar un rosario caminando. Llevas el rosario en la mano y caminas al ritmo de la oración.

Otras personas podrán verte haciéndolo, así que tendrás que evitar la pena, ser valiente y dar testimonio alegre de oración.

Un sacerdote de mi parroquia solía hacerlo en lugares visibles alrededor de la ciudad y era increíblemente poderoso verlo rezando mientras caminaba a la vista pública.

7.- Rezar el Rosario antes de acostarse.

Es una hermosa manera de tener a Jesús y María como últimos pensamientos en tu mente antes de dormir. El único riesgo es quedarte dormido antes de terminar el rosario entero.



Concéntrate en el amor que le tienes a la Virgen y nuestro Señor para mantenerte despierto. Recuerda las palabras de Jesús:

"Velen y oren para no caer en la tentación, porque el espíritu está dispuesto, pero la carne es débil". (Mateo 26,41)

8.- Rezar el Rosario en la Iglesia.

Es muy poderoso rezar el Rosario en la presencia de Jesús Sacramentado y junto a otras personas de tu parroquia.

Haz una cita semanal con Jesús para visitarlo en el Santísimo Sacramento y rezar el Rosario en Adoración. O, si tu parroquia tiene la práctica del Rosario en Grupo ¡Únete!

Muchas parroquias suelen rezarlo grupalmente antes de la Santa Misa.

9.- Rezar el Rosario mientras estás esperando.

¿Cuántas veces estamos esperando algo en el día? Durante la espera en la fila del supermercado, en el consultorio del médico o en la parada del autobús, puedes rezar una década del Rosario cada vez que esperas y al final del día lo habrás terminado completo


¿Qué otras sugerencias tienes para hacer el rosario en tus días ocupados? Déjanos tus respuestas en los comentarios.


Autor: CatholicNewbie.com



Oración para el día del Padre


DIOS concede a todos los buenos Padres una vida plena, hijos ejemplares y buena salud para seguir educando, y haz reflexionar a los malos padres para que se conviertan y busquen a sus hijos antes que sea muy tarde.



Oración para el día del Padre:

Señor ayúdame a comprender a mis hijos, a escuchar pacientemente lo que tengan que decir, a contestar con cariño todas sus preguntas.

Hazme amable con ellos, como quisiera que lo fueran conmigo.
No me permitas interrumpirlos, hablándoles de mal modo, si no enseñándoles con amor.

Dame valor de confesar mis faltas para con mis hijos, no permitas que me burle de sus errores, ni que los humille o avergüence delante de sus amigos o hermanos como castigo.

No permitas que induzca a mis hijos a hacer cosas indebidas por seguir mi mal ejemplo.

Te pido que me guíes todos las horas del día, para que pueda demostrarles, por todo lo que diga y haga, que la honestidad es fuente de felicidad.



Reduce te lo ruego el egoísmo que hay dentro de mí. Haz que cese mis críticas de las faltas ajenas, que cuando la ira trate de dominarme, me ayudes, Oh Señor, a contener mi lengua.

Haz que tenga siempre a flor de labios una palabra de estímulo.

Ayúdame a tratar a mis hijos, conforme a sus edades, y no me permitas que de los menores exija el criterio y normas de vida de los adultos.

No permitas que les robe las oportunidades de actuar por si mismos con responsabilidad, de pensar, escoger y tomar su decisiones de acuerdo a su edad.

Prohíbeme Señor que los agreda física o verbalmente, con el pretexto de corregirlos, por el contrario que siempre tenga para ellos: tiempo, abrazos, te amo y besos. Cuatro pasos que como ángeles de la guarda debo yo regalarles.



Permíteme el poder satisfacer sus deseos justos pero dame valor siempre de negarles un privilegio que sé que les causará daño.

Hazme justo, considerado y amigo de mis hijos, que me sigan por amor y no por temor.

Ayúdame ser un líder para ellos y no un jefe.

¡Señor yo quiero ser como tú, para que valga la pena que mi hijo sea como yo!

Amén



EVANGELIO DE HOY 16 DE JUNIO - Lecturas del Solemnidad de la Santisima Trinidad - Ciclo C


Primera lectura
Lectura del libro de los Proverbios 8, 22-31

Así dice la sabiduría de Dios: «El Señor me estableció al principio de sus tareas, al comienzo de sus obras antiquísimas.
En un tiempo remotísimo fui formada, antes de comenzar la tierra.
Antes de los abismos fui engendrada, antes de los manantiales de las aguas.
Todavía no estaban aplomados los montes, antes de las montañas fui engendrada.
No había hecho aún la tierra y la hierba, ni los primeros terrones del orbe.
Cuando colocaba los cielos, allí estaba yo; cuando trazaba la bóveda sobre la faz del abismo; cuando sujetaba el cielo en la altura, y fijaba las fuentes abismales.
Cuando ponla un límite al mar, cuyas aguas no traspasan su mandato; cuando asentaba los cimientos de la
tierra, yo estaba junto a él, como aprendiz, yo era su encanto cotidiano, todo el tiempo jugaba             en su presencia:
jugaba con la bola de la tierra, gozaba con los hijos de los hombres.»

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Salmo
Salmo: Sal 8, 4-5. 6-7a. 7b-9.

R. Señor, dueño nuestro, ¡qué admirable es tu nombre en toda la tierra!

Cuando contemplo el cielo,
obra de tus dedos, la luna y las estrellas que has creado,
¿qué es el hombre, para que te acuerdes de él, el ser humano, para darle poder? R.
Lo hiciste poco inferior a los ángeles,
lo coronaste de gloria y dignidad,
le diste el mando sobre las obras de tus manos. R.
Todo lo sometiste bajo sus pies: rebaños de ovejas y toros, y hasta las bestias del campo, las aves del cielo, los peces del mar, que trazan sendas por el mar. R.


:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::



Segunda lectura
Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los Romanos 5, 1-5

Hermanos:
Ya que hemos recibido la justificación por la fe, estamos en paz con Dios, por medio de nuestro Señor Jesucristo.
Por él hemos obtenido con la fe el acceso a esta gracia en que estamos; y nos gloriamos, apoyados en la esperanza de alcanzar la gloria de Dios.
Más aún, hasta nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce constancia, la constancia, virtud probada, la virtud, esperanza, y la esperanza no defrauda, porque el amor de Dios ha   sido derramado en
nuestros corazones con el Espíritu Santo que se nos ha dado.


::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Lectura del santo evangelio según san Juan 16, 12-15
Evangelio

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Muchas cosas me quedan por deciros, pero no podéis cargar con ellas por ahora; cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará hasta la verdad plena. Pues lo que hable no será suyo: hablará de lo que oye y os comunicará lo que está por venir.
Él me glorificará, porque recibirá de mí lo que os irá comunicando.
Todo lo que tiene el Padre es mío. Por eso os he dicho que tomará de lo mío y os lo anunciará.



Las personas que leen la Biblia se vuelven mas generosos y tranquilos


Es importante mencionar que sin duda el tener presente a DIOS durante la lectura de la biblia hace un acercamiento mas espiritual y en consecuencia tener un pensamiento mas positivo, comprometido y alentador.



Una relación más profunda con la Palabra de Dios es el camino hacia una vida más significativa, señala un estudio denominado "Estado de la Biblia".

"Nuestra investigación muestra que, cuando las personas se involucran con la Palabra, sus vidas se mejoran", afirmó Roy Peterson, presidente de la Sociedad Bíblica Americana, que encargó la investigación al Instituto Barna.

"Ellos encuentran en la Biblia sabiduría, esperanza y sanación. En los tiempos a veces turbulentos de hoy, la Biblia puede proporcionar respuestas oportunas.

Según el estudio, cuando la persona es más comprometida con la Palabra de Dios, se vuelve más generosa. El voluntariado también aumenta conforme el aumento de la participación en la Biblia.

Además, las personas comprometidas con la Biblia son más generosas con su tiempo, mientras que el 57% de los adultos centrados en la Palabra tienden a aprovechar mejor su tiempo. Esta relación es de apenas el 2% de quien es sólo "amigo de la Biblia" y el 3% para quien tiene una relación neutra con el Libro Sagrado.


De acuerdo con la investigación, casi el 60% de los estadounidenses dicen que el mensaje de la Biblia transformó sus vidas. Específicamente, los lectores de la Biblia se sienten más tranquilos, alentados, esperanzados y tienen un sentido de dirección.

Los resultados también muestran que la lectura la Biblia tiene una influencia positiva sobre el comportamiento, incluyendo: la forma en que tratan a personas de diferentes razas, como apoyan a los refugiados y cómo toman decisiones en el trabajo y en la escuela.

Via: AcontecerCristiano.Net

EVANGELIO DE HOY 09 DE JUNIO - Lecturas de hoy Domingo de Pentecostés


Hoy, domingo, 9 de junio de 2019

Primera lectura
Lectura del libro de los Hechos de los Apóstoles (2,1-11):

AL cumplirse el día de Pentecostés, estaban todos juntos en el mismo lugar. De repente, se produjo desde el cielo un estruendo, como de viento que soplaba fuertemente, y llenó toda la casa donde se encontraban sentados. Vieron aparecer unas lenguas, como llamaradas, que se dividían, posándose encima de cada uno de ellos. Se llenaron todos de Espíritu Santo y empezaron a hablar en otras lenguas, según el Espíritu les concedía manifestarse.
Residían entonces en Jerusalén judíos devotos venidos de todos los pueblos que hay bajo el cielo. Al oírse este ruido, acudió la multitud y quedaron desconcertados, porque cada uno los oía hablar en su propia lengua. Estaban todos estupefactos y admirados, diciendo:
«¿No son galileos todos esos que están hablando? Entonces, ¿cómo es que cada uno de nosotros los oímos hablar en nuestra lengua nativa? Entre nosotros hay partos, medos, elamitas y habitantes de Mesopotamia, de Judea y Capadocia, del Ponto y Asia, de Frigia y Panfilia, de Egipto y de la zona de Libia que limita con Cirene; hay ciudadanos romanos forasteros, tanto judíos como prosélitos; también hay cretenses y árabes; y cada uno los oímos hablar de las grandezas de Dios en nuestra propia lengua».

Palabra de Dios


:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Salmo
Sal 103,1ab.24ac.29bc-30.31.34

R/. Envía tu Espíritu, Señor,
y repuebla la faz de la tierra

Bendice, alma mía, al Señor:
¡Dios mío, qué grande eres!
Cuántas son tus obras, Señor;
la tierra está llena de tus criaturas. R/.

Les retiras el aliento, y expiran
y vuelven a ser polvo;
envías tu espíritu, y los creas,
y repueblas la faz de la tierra. R/.

Gloria a Dios para siempre,
goce el Señor con sus obras;
que le sea agradable mi poema,

y yo me alegraré con el Señor. R/.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Segunda lectura
Lectura de la primera carta del apóstol san Pablo a los Corintios (12,3b-7.12-13):

HERMANOS:
Nadie puede decir: «Jesús es Señor», sino por el Espíritu Santo.
Y hay diversidad de carismas, pero un mismo Espíritu; hay diversidad de ministerios, pero un mismo Señor; y hay diversidad de actuaciones, pero un mismo Dios que obra todo en todos. Pero a cada cual se le otorga la manifestación del Espíritu para el bien común.
Pues, lo mismo que el cuerpo es uno y tiene muchos miembros, y todos los miembros del cuerpo, a pesar de ser muchos, son un solo cuerpo, así es también Cristo.
Pues todos nosotros, judíos y griegos, esclavos y libres, hemos sido bautizados en un mismo Espíritu, para formar un solo cuerpo. Y todos hemos bebido de un solo Espíritu.

Palabra de Dios

Secuencia

Ven, Espíritu divino,
manda tu luz desde el cielo.
Padre amoroso del pobre;
don, en tus dones espléndido;
luz que penetra las almas;
fuente del mayor consuelo.
Ven, dulce huésped del alma,
descanso de nuestro esfuerzo,
tregua en el duro trabajo,
brisa en las horas de fuego,
gozo que enjuga las lágrimas
y reconforta en los duelos.
Entra hasta el fondo del alma,
divina luz, y enriquécenos.
Mira el vacío del hombre,
si tú le faltas por dentro;
mira el poder del pecado,
cuando no envías tu aliento.
Riega la tierra en sequia,
sana el corazón enfermo,
lava las manchas,
infunde calor de vida en el hielo,
doma el espíritu indómito,
guía al que tuerce el sendero.
Reparte tus siete dones,
según la fe de tus siervos;
por tu bondad y tu gracia,
dale al esfuerzo su mérito;
salva al que busca salvarse

y danos tu gozo eterno.

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::


Evangelio de hoy

Lectura del santo evangelio según san Juan (20,19-23):

AL anochecer de aquel día, el primero de la semana, estaban los discípulos en una casa, con las puertas cerradas por miedo a los judíos. Y en esto entró Jesús, se puso en medio y les dijo:
«Paz a vosotros».
Y, diciendo esto, les enseñó las manos y el costado. Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor. Jesús repitió:
«Paz a vosotros. Como el Padre me ha enviado, así también os envío yo».
Y, dicho esto, sopló sobre ellos y les dijo:
«Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos».


Palabra del Señor



ORACIÓN MISERICORDIOSA PARA TODOS NUESTROS HERMANOS


Señor, oro por mis hermanos para que tú les bendigas con paz, te pido que les ayudes en toda prueba que estén atravesando en este momento, consuélales si están tristes, sana sus heridas y restáurales en tu amor y misericordia.

Gracias Señor por darme estos hermanos tan especiales, cada uno es diferente y único porque así te plació crearlos y  traerlos con un propósito hermoso a esta tierra llena de tus bondades.



Señor, te ruego que nos ayudes a relacionarnos con palabras que den vida y bendición, con actitudes que impacten positivamente nuestros corazones, que sean una fuente de aliento y nos edifiquen.

Perdónanos a mis hermanos y a mí, Dios mío,  cuando no hemos estado unidos, me arrepiento de mis propias faltas en palabras, actitudes, hechos que han herido la buena relación entre nosotros.

Te suplico que nos renueves con lazos de amor, que veamos en ti el refugio que necesitamos y nos ayudemos unos a otros.

Gracias Señor por tu Palabra al decir que bueno y agradable es  que los hermanos estén en armonía porque allí envías bendición y vida eterna.


Que siempre tengamos tu Palabra grabada en nuestras mentes sellada en nuestros corazones.

Amén



ORACIÓN DE LIBERACIÓN PARA LA NOCHE


Señor te pido que esta noche sea tranquila, renovadora y liberadora para que el día de mañana iniciemos con mas esperanzas y fuerzas.

Padre mío, ahora que las voces se silenciaron y los clamores se apagaron, aquí al pie de la cama mi alma se eleva hasta Ti para decirte, Creo en Ti, espero en Ti, te amo con todas mis fuerzas, Gloria a ti, Señor.



Deposito en tus manos la fatiga y la lucha, las alegrías y desencantos de este día que quedó atrás.

Si los nervios me traicionaron, si los impulsos egoístas me dominaron, si di entrada al rencor o a la tristeza,¡ Perdón Señor! Ten piedad de mí.


Si he sido infiel, si pronuncié palabras vanas, si me dejé llevar por la impaciencia, Si fui espina para alguien, ¡Perdón Señor!

No quiero esta noche entregarme al sueño sin sentir sobre mi alma la seguridad de tu misericordia, tu dulce misericordia enteramente gratuita, Señor.

Te doy gracias Padre mío, porque has sido la sombra fresca que me ha cobijado durante todo este día. Te doy gracias porque invisible, cariñoso, envolvente me has cuidado como una madre, a los largo de estas horas.

Señor, a mi derredor ya todo es silencio y calma. Envía el ángel de la paz a esta casa. Relaja mis nervios, sosiega mi espíritu, suelta mis tensiones, inunda mi ser de silencio y serenidad.

Vela sobre mí, Padre querido, mientras me entrego confiado al sueño, como un niño que duerme feliz en tus brazos. En tu nombre, Señor. Descansaré tranquilo.

Amén